Hermosillo, Sonora, noviembre 04 de 2016.- El cáncer de próstata ocupa uno de los primeros lugares de causa de muerte dentro de los tumores malignos en Sonora, pero si se detecta a tiempo es curable y no provoca ninguna molestia, por lo que es de suma importancia que los hombres mayores de 45 años se realicen exámenes de detección de forma periódica.

La Secretaría de Salud recomienda que las personas de sexo masculino que se encuentran en ese rango de edad deben de solicitar la prueba cada año, sin embargo los hombres con antecedentes familiares de cáncer de próstata tienen que iniciar con el esquema de detección desde los 40.

Cuando se encuentra en fase avanzada este tumor maligno puede tener diferentes manifestaciones como un chorro débil de la orina, necesidad frecuente de orinar y dificultad para hacerlo, acompañado de dolor, ardor y sangrado, dolor lumbar o en la parte superior de los muslos.

El examen de la próstata se lleva a cabo a través de una prueba sanguínea de Antígeno Prostático Especifico, además de otros estudios que se deben realizar para dar un diagnóstico más completo.

Otro de los procedimientos es el tacto rectal y es para palpar alguna anormalidad en la superficie de la próstata; este examen no es riesgoso y se realiza rápidamente. Se recomienda consultar al médico especialista en urología, ya que es el profesional entrenado para la interpretación de dichos exámenes.

Si la prueba del tacto rectal resulta anormal, el especialista puede indicarle al paciente una biopsia guiada por un ultrasonido trasrectal para realizar el diagnóstico de cáncer de próstata.

Los sonorenses pueden acudir al servicio médico que pertenecen para realizarse las pruebas correspondientes. En el caso de los pacientes que cuentan con Seguro Popular, deberán asistir a las unidades de la Secretaria de Salud Pública para la consulta con el médico general.