Hermosillo, Sonora, octubre 5 de 2018.- A no bajar la guardia en la limpieza de hogares y patios, llamó la Secretaría de Salud, ya que el calor y la humedad son propicios para la proliferación de moscos que pueden trasmitir enfermedades como dengue, chikungunya y zika.

 

Gerardo Álvarez Hernández, Director General de Promoción a la Salud y Prevención de Enfermedades, señaló que para evitar picaduras de mosco es importante observar las recomendaciones como vestir pantalones y usar ropa que cubra los brazos, en caso de ser necesario, dijo, usar repelentes comerciales a base de DEET.

 

Señaló que a la fecha sólo se ha presentado un caso de dengue en el año en Altar, por lo que brigadas de salud realizaron búsqueda intencionada en 90 casas, protegiéndose a 351 personas.

 

En cuanto a chikungunya, continuó, se tienen más de dos años sin casos de la enfermedad, el último se presentó en la semana epidemiológica 26 del 2016.

 

“En relación a los casos de zika, se han confirmado 8 casos, con lo que se acumulan 35, en el estado, de ahí la importancia que intensificar las acciones en los hogares para evitar la proliferación de moscos, es un trabajo en conjunto el que tenemos que realizar”, enfatizó.

 

Con respecto a la temporada de calor, reiteró el llamado a seguir con las recomendaciones para evitar padecimientos como la deshidratación, el golpe de calor, quemaduras solares y la insolación.

 

La hidratación es muy importante, puntualizó, además de usar protección contra los rayos del sol, como sombreros, sombrillas, mangas largas y bloqueador solar, además, si se presenta diarrea o alguna sospecha de deshidratación o efectos adversos al calor, se debe acudir de inmediato a la unidad de salud más cercana y evitar automedicarse.

 

Se debe hacer ejercicio en las primeras horas del día, agregó, así como evitar la exposición solar en las horas de mayor radiación, es decir, entre las 11:00 y las 17:00 horas, vestir ropa ligera, holgada y de colores claros, que cubra la piel de la exposición frecuente al Sol.

 

“Se confirmaron tres eventos asociados a la temporada de calor, con lo que se acumulan 210; se trata de dos deshidrataciones y un golpe de calor, además se confirmaron dos defunciones asociadas al calor, por lo que se acumulan 17 fallecimientos en lo que va del año”, informó.

 

Así mismo, Álvarez Hernández llamó a la población a tener un cuidado responsable de las mascotas y con ello evitar que tengan garrapatas que transmiten la Fiebre Manchada.

 

Para lo cual, el funcionario recomendó revisar minuciosamente tanto a perros y gatos, así mismo, agregó, se debe revisar cuidadosamente el cuerpo de los niños en busca de estos arácnidos y si se encuentran, retirarlas cuidadosamente con pinzas, no se debe aplastar o quemar.

 

Además, expresó que todas las personas pueden presentarla eventualmente, pero las complicaciones y resultados fatales son más comunes en grupos vulnerables, sin embargo, puede curarse si el antibiótico específico, doxiciclina, se administra en los tres primeros días de iniciados los síntomas.

 

“Dolor de cabeza y malestar general, con el antecedente de historia de contacto con garrapatas, es suficiente para sospechar la enfermedad, por lo que es importante acudir al médico e indicar que se pudiera tener la infección”, indicó Álvarez Hernández.

 

Esta semana, apuntó, ocurrieron cuatro casos de Fiebre Manchada en el Estado, con lo que se acumulan 76 en lo que va del año, también, dijo, ocurrió una defunción, con lo que se acumulan 31 fallecimientos este año.

 

¡Tómelo en cuenta!

Fiebre Manchada

·             Todas las personas pueden sufrir la infección; las complicaciones y resultados fatales son más comunes en grupos vulnerables.

·             Aunque es un padecimiento potencialmente fatal, puede curarse si el antibiótico específico (doxiciclina) se administra dentro de los tres primeros días de iniciados los síntomas.

·             La presencia de fiebre, dolor de cabeza y malestar en general, con el antecedente de historia de contacto con garrapatas es suficiente para sospechar de la enfermedad.

·             Cualquier localidad y persona está en riesgo, especialmente localidades urbanas y grupos que viven en condiciones que viven en condiciones de pobre saneamiento e higiene.